miércoles, 15 de agosto de 2012

La lluvia.

Miraba al infinito, tenía la mirada perdida, no pensaba en nada, se había dejado llevar por estar sentada allí, bajo la lluvia. Se estaba mojando, pero no le importaba, estaba inmersa en la nada, se sentía mejor que nunca, mirando al infinito, sin pensar en ninguno de sus problemas y totalmente empapada. 
Las horas que pasó allí fueron como segundos para ella, hacía tiempo que no se sentía tan libre, dejándose llevar, aquello era como si volara, estaba tan inmersa allí que no notaba nada de lo que al rededor pasaba. En aquel momento podría acabarse el mundo, que ella no se enteraría hasta que fuese absorbida.
Tras horas allí sentada volvió a la realidad, recordó aquello que pareció un sueño, un sueño de libertad, un sueño en el que volaba, en el que no existía la maldad, en el que los niños tenían infancia y los adultos vivían de verdad. Ahora tocaba volver a la realidad, en la que nadie vuela, en la que la maldad es lo que mueve a la gente, en la que los niños pierden su infancia muy rápido y en la que los adultos no saben lo que significa vivir.
Se levantó, caminó, aún bajo la lluvia, estaba calada hasta los huesos por el agua, mientras caminaba miraba el mundo, en cada esquina, en cada lugar al que dirigía su mirada encontraba algo que la hacía creer un poquito menos en la humanidad. Caminó sin rumbo, llegó a una playa, se quitó los zapatos, sintió la arena mojada bajo sus pies y la lluvia sobre su cabeza. Se acostó en aquel lugar y esperó a que saliera el sol. 'Con el sol todo sería mejor, al fin y al cabo después de la tormenta viene la calma', eso pensaba. Pero cuando salió siguió existiendo el dolor, el llanto, la maldad, siguió en la realidad del mundo.
Y es que da igual que cada día salga el sol, da igual que llueva o que haya nubes, porque siempre habrá una razón para no creer en la humanidad, pero si buscas bien, y solo si buscas bien encontrarás la risa de  un niño, encontrarás a una persona ayudando a otra, encontrarás la resolución a un problema, solo si buscas bien te encontrarás bajo aquella lluvia mirando al infinito y pensando en la nada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario